Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Pacientes con anemia falciforme y VIH tienen más posibilidades de hipertensión pulmonar

Pacientes con anemia falciforme y VIH tienen más posibilidades de hipertensión pulmonar

vihhtp.jpg

SANTO DOMINGO.- La doctora Karla Cruz Morales, neumóloga internista, explicó que en la República Dominicana hay mucha incidencia de hipertensión pulmonar (HTP) en la anemia falcémica y el virus de inmunodeficiencia humana (VIH).

“Es muy importante reconocer este tipo de hipertensión pulmonar especialmente en el país en donde estas enfermedades son de alta prevalencia”, dijo.

Indicó que hay mucha data indicando que el pronóstico de los pacientes que tienen anemia falcemica y HIV más hipertensión pulmonar es mucho peor que en los pacientes que no tienen HTP.

De acuerdo con la especialista, se hizo un análisis a nivel global analizando si la anemia severa es que produce la HTP o si es una hemólisis crónica en los vasos pulmonares y a nivel sistémico y se determinó que la anemia severa es un factor de riesgo muy importante para los pacientes con HTP relacionados con la anemia falcemica, no solamente con el HIV sino con otros problemas a nivel sistémico, como daños en órganos renales y úlceras en las extremidades.

Enfatizó en que es riesgoso no tratar la anemia y dejar a quienes la padecen con anemia severa.

Dijo que dentro de los pacientes con anemia falcémica hay distintos fenotipos de HTP, siendo una de ellas la llamada hipertensión pulmonar precapilar y en este caso se pueden utilizar vasodilatadores que son la prostaciclina, los análogos de la prostaciclina, los inhibidores de la fosfodiesterasa y los inhibidores de los receptores de endotelina.

“Lo más importante es dar tratamiento como la hidroxiurea crónicamente, no hay disponible para el paciente entonces hacer transfusiones crónicas”, dijo.

Al participar en el 1er Congreso de Hipertensión Pulmonar, realizado en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, la doctora explicó que estos tratamientos en Estados Unidos pueden costar 200 mil dólares por año, pero existen muchos grupos de asistencia médica incluyendo casas farmacéuticas que asisten a los pacientes para costear los medicamentos.

Agregó que a nivel global existen unos 14 medicamentos, pero en la República Dominicana solo está el riociguat, que es un inhibidor de la guanilil ciclasa, el tadalafil, sildenafil y el bosentan y de los análogos de la prostaciclina está el iloprost.

Indicó que podría hacerse un buen trabajo con esos medicamentos ya que se debe trabajar a partir de lo que se tiene y luego tratar de conseguir las otras terapias.

Por: Viannelys Alcántara.

Agenda de Salud